Sigue en guerra con sus ex

Un nuevo capítulo de su batalla legal como madre vive la cantante Paulina Rubio y podría afirmarse que salió muy bien librada. Pese a las declaraciones de su exesposo, Nicolás Nájera, padre de su hijo mayor Andreas, y las de Gerardo Bazúa, padre de su hijo menor, el juez del caso estimó que la cantante no debe someterse a ningún examen psicológico. Las dos exparejas de la mexicana se prefirieron a episodios de violencia que vivieron con la chica Dorada, donde ella los insultaba o perseguía para golpearlos en frente de los niños. 

La reciente audiencia del caso se llevó a cabo siguiendo el proceso en contra de la artista por una demanda que le puso Nicolás, quien pretende que a Paulina le sea retirada la patria potestad del hijo de ambos.

Fotos: Instagram.

También te puede interesar

RevistaVEA/
RevistaVEA/
@LaRevistaVea
Visit Us
RevistaVEA
@LaRevistaVea